Cómo pedir vino en un restaurante

0
584
Un camarero sirviendo vino

Las bodegas y los restaurantes que tienen buen conocimiento del vino saben lo importante que es poseer neveras para vinos. Esta es la forma de conservar sus vinos en excelentes condiciones. Y, así, complacer a los exigentes clientes que se acercan a saborear una buena copa de vino.

Mientras, el cliente también tiene que hacer bien su papel: hay que saber ciertas cosas para pedir vino en un restaurante. ¡Te contamos todos los pasos a seguir para que puedas degustar una copa de vino a placer!

1. ¿Es ese el vino que pediste?

Como buen amante del vino, sabes bien que la elección de tu vino no ha sido fruto de la casualidad. Sino más bien al contrario: tu elección ha sido el resultado de una serie factores. Ya sea el tipo de comida que has pedido, o las ganas que tengas de tomar un vino en particular…

Por ello, es importante que te asegures de que realmente te están sirviendo el vino que has pedido. ¡Comprueba la etiqueta de la botella siempre! Porque al fin y al cabo, los camareros son humanos, y ya se sabe que cualquiera puede incurrir en un fallo.

2. El corcho puede ser un gran confidente

Ahí donde lo ves, el corcho puede hablar mucho más de lo que piensas sobre el vino. Lo primero que debes hacer es corroborar que lo que suele haber impreso en el corcho corresponde a la marca del vino que has pedido.

Si es así, puedes pasar al segundo paso, que es el de fijarte si ese corcho ha padecido alguna filtración. Si ves manchas de vino en el corcho, es muy probable que el vino no esté bueno.

3. El sentido del gusto, tu mejor aliado

oferta vinotecas baratas vitempus

Si el camarero te ha traído directamente las copas de vino y no has podido ver la botella, tienes dos opciones: o pedir que te la traiga o optar por confiar en tu sentido del gusto.

Si te has inclinado por la segunda opción, vamos a ver qué debes hacer ahora. Toma la copa y que empiece la cata de vinos. Si su sabor te ha parecido bueno, házselo saber al camarero, ¡seguro que te agradece ese gesto!

Por le contrario, puede suceder que tu experiencia gustativa no sea muy agradable… Podría pasarte lo siguiente:

  1. Olor profundo a corcho: el Tricloroanisol (TCA), una popular reacción química de los Fenoles cuando entran en contacto con el cloro, es responsable de este efecto.
  2. Sabor rancio: es una consecuencia de la oxidación del vino. Además, el color del vino será parecido al marrón. Tanto el sabor como el olor serán rancios. ¡No lo bebas!
  3. Vino “avinagrado”: cuando sucede esto, es que el vino ha entrado en contacto con el oxígeno por no haberse sellado bien. ¡Sin duda, un gran defecto del vino!

En estos casos, debes comunicárselo a tu camarero, para que te traiga una botella en condiciones y puedas degustar una placentera copa de vino en toda su esencia.

¿Qué te han parecido estos consejos para pedir vino en un restaurante como un auténtico experto en la materia?

En Vitempus apoyamos la calidad del servicio de restaurantes y bodegas. Por ello, para garantizar que el vino se va a servir en su temperatura óptima, ofrecemos un catálogo online con una amplia gama de vinotecas. ¡Adquiere una de ellas y asegúrate de ofrecer un servicio extraordinario a tus clientes!

 

ofertas vinotecas baratas vitempus
Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.